El Embajador

Lograr el contrato de dragado más grande del mundo, trabajar junto al Centro Anne Frank y tomar un helado con el Primer Ministro Rutte y la Reina Máxima. El trabajo del embajador neerlandés en Argentina Roel Nieuwenkamp, es diferente cada día. "No olvidaré fácilmente que estuve entre Merkel y Putin durante la cumbre del G20".

Ambassador Roel Nieuwenkamp
Imagen: BZ

¿Cómo es ser embajador en Argentina?

Fantástico. Argentina es política y económicamente interesante. Culturalmente rica y con una naturaleza de una belleza de otro mundo, con selva, montañas, desiertos y glaciares.

¿Qué significa la Embajada en lo que respecta a la cooperación entre las empresas neerlandesas, el gobierno y el empresariado en Argentina?

Muchísimo. Por ejemplo, desde 2018 hemos estado dedicados a organizar talleres y misiones relacionados a la licitación del contrato de dragado del Paraná, un río que es como la arteria de América del Sur, con una longitud de 2.570 kilómetros que atraviesa Brasil, Paraguay y Argentina.
Es una de las obras de dragado más importantes del mundo. Como Embajada, estamos comprometidos con una licitación justa, en igualdad de condiciones para todos los participantes.

Les demostramos a los tomadores de decisiones argentinos, el conocimiento que poseen los Países Bajos en este terreno. Hemos organizado misiones con el alcalde Aboutaleb de Rotterdam y el ministro Van Nieuwenhuizen de Infraestructura y Gestión del Agua. A su vez, colaboramos con los consultores neerlandeses familiarizándolos con el proceso de licitación en Argentina. Cinco empresas en el mundo pueden realizar esta obra y competir. Dos de ellos proceden de los Países Bajos: Boskalis y Van Oord. Creo que tenemos buenas chances.

¿Argentina y los Países Bajos tienen desafíos comunes?

El clima cada vez más extremo es un fenómeno con el que ambos países deben lidiar.
Aquí en Argentina, a veces es demasiado seco y otras demasiado húmedo. Las cosechas que fracasan como resultado de ello, impactan inmediatamente en la economía. Tal turbulencia económica puede ser determinante para el gobierno argentino.

Colaboramos con los gobiernos provinciales de Buenos Aires y Córdoba, en temas de gestión del agua. Nuestro “modelo pólder” es de exportación. Un experto de la Junta de Agua neerlandesa visita las locaciones y dirige las discusiones entre los agricultores y las autoridades locales en temas de Agua, para llegar a políticas y soluciones conjuntas.

¿En qué otras áreas se encuentran activos los Países Bajos en Argentina?

Como embajada, somos muy activos en el campo de los derechos humanos. Realizamos proyectos con varias organizaciones sociales, como por ejemplo el Centro Ana Frank en Buenos Aires. 
El Centro Ana Frank es una organización internacional asociada a la Casa de Anne Frank neerlandesa, con quienes actualmente trabajamos en un proyecto para fortalecer los derechos de las mujeres. 

En otras actividades, convocamos a expertos en el campo de la salud y los derechos sexuales y reproductivos (SDSR) de Argentina y de los Países Bajos para brindar capacitaciones, charlas y talleres. Creemos que este tipo de actividades son muy importantes y necesarias, a juzgar la alta cantidad de femicidios que lamentablemente siguen ocurriendo.

¿Están los derechos de las mujeres, pero también de las personas LGBTI, bajo presión en todo el país?

Observamos que los derechos de estos grupos están bajo presión, especialmente en las zonas rurales. Buenos Aires es una ciudad liberal y moderna, pero hay diferencias con el resto del país. Fuera de la ciudad, especialmente en el norte, la gente es bastante más conservadora. La influencia de la Iglesia Católica también juega un papel importante. El gobierno argentino está comprometido con la defensa de los derechos de las mujeres y las personas LGBTI. Nosotros coincidimos en estas prioridades y trabajamos conjuntamente en estos temas. También en el contexto de la ONU, por ejemplo.

La Reina Máxima nació en Argentina. ¿Es eso una ventaja para los contactos?

Llamarlo ventaja es quedarnos cortos. ¡Es un gran rompehielos! Los argentinos se sienten muy orgullosos de 'su' Máxima. Su Majestad es aquí toda una celebridad sobre la que hay algo que leer en las revistas todas las semanas.

Entonces, gracias a la Reina ¿los Países Bajos están realmente en el mapa de Argentina?

Yo diría: “también” gracias a ella. Los Países Bajos ya tenían una buena imagen en este país, en gran parte por nuestras críticas a la última dictadura cívico-militar, que duró entre 1976 hasta 1983. Pero quizás por sobre todo, por la final del Mundial de futbol de 1978. Los Países Bajos perdieron la final contra Argentina, país anfitrión. Aún hoy se habla de la 'Naranja mecánica'.

Además de Argentina, también es embajador en Uruguay y Paraguay. ¿Puedes contarnos más sobre eso?

Debido a la crisis del Corona, no he estado en Uruguay y Paraguay desde hace más de un año. Afortunadamente, tenemos buenos Cónsules Honorarios allí que hacen muy buen trabajo. 
Por cierto, no hay una nutrida comunidad neerlandesa radicadas en dichos países y tampoco muchas empresas neerlandesas activas. Lo cual no significa que no haya oportunidades. 
Por ejemplo, el hidrógeno verde está aumentando en Uruguay y gracias a su gobierno estable y competente, esas oportunidades también pueden capitalizarse.
Paraguay es un país un poco más inestable. Allí hay oportunidades para empresas en el sector logístico y marítimo. Por ejemplo, la exposición comercial internacional Navigistics ha atraído ya a misiones comerciales de Rotterdam. Empresas como Damen Shipyards Group, Concordia Damen y Thecla Bodewes participan de la Exposición, con muy buenos resultados en ventas y operaciones.

Finalmente: ¿Qué es lo más especial que ha experimentado como embajador hasta ahora?

La cumbre del G20 en 2018 fue absolutamente el evento supremo. Todo mi equipo trabajó muy duro para que la participación de la delegación neerlandesa, con el Primer Ministro Mark Rutte y la Reina Máxima, fuera un éxito. Para mí, como embajador, fue muy especial poder reemplazar al Primer Ministro Rutte durante una de las reuniones. Él tenía una reunión bilateral con un Jefe de Estado, y de repente, me encontré sentado a la mesa entre Merkel y Putin. No participé en la conversación, pero como diplomático, ese fue un momento realmente destacado. Más tarde, fuimos con el Primer Ministro Rutte a iniciativa de la Reina, a su heladería favorita en Buenos Aires. Ese también es un recuerdo muy especial y, sobre todo, muy agradable.
 

CV

Nombre

Prof dr Roel Nieuwenkamp

Carrera profesional

2018 - actual  Embajador en Argentina, Uruguay y Paraguay (Buenos Aires)
2013 - 2018    Presidente del Comité Internacional de Responsibilidad Social Corporativa Emprendimiento en París (OCDE) y del correspondiente Sistema de Recepción de Reclamos
2006 - 2013    Director de Organización de Mercados Internacionales y Política Comercial para los Ministerios de Economía y Relaciones Exteriores respectivamente
2001 - 2006    Director de Estado de Negocios en el Ministerio de Asuntos Económicos

Educación

  • 2001    Doctorado en Ciencias Políticas/ Administración Pública, Twente University                                         
  • 1996    Economía Monetaria, Erasmus University Rotterdam                                                                                    
  • 1995    Derechos, Erasmus University Rotterdam